El deshielo causó un caudal de aguas ácidas que saturó el proceso de tratamiento; dicen que no hay contaminación

Un nuevo incidente ocurrió anteayer en un emprendimiento de la minera Barrick Argentina en la provincia de San Juan. Esta vez se trata del proyecto binacional Pascua Lama, en un ambiente periglaciar, en donde se superó la capacidad de tratamiento de agua ácida que sale del túnel que conecta con el país trasandino. El drenaje ácido es uno de los efectos más contaminantes de la minería metalífera que, como industria, debe evitar o remediar si llega a un curso de agua.
La compañía de capitales canadienses, rápidamente después del incidente, indicó: “El evento se originó por la crecida del río Turbio cuyo caudal y arrastre de sedimentos alcanzó la capacidad máxima de las piletas de sedimentación, por lo que el agua fue conducida a través de un canal de contingencia hacia el dique impermeabilizado, antes de su descarga en el río Las Taguas”. No hubo precisiones respecto de la cantidad del líquido que sale de allí con aguas ácidas y que son tratadas con cal para alcanzar un PH compatible con la legislación argentina. Afirman que el líquido nunca salió del dique hacia el río y no contaminó.

Según los expertos consultados por la nacion, los drenajes ácidos son efluentes de trabajos mineros que contaminan fuentes hídricas superficiales y cuerpos de agua subterráneos porque presentan valores de PH entre 1,5 y 6, aportan una gran cantidad de acidez debido a la formación de ácido sulfúrico y elevadas concentraciones de metales pesados como el cobre, plomo y arsénico.
El túnel Marcelo, que se llama así por Marcelo Ghiglione, el ex secretario de Gestión Ambiental y Control Minero sanjuanino, mide unos cuatro kilómetros y por allí iban a llegar las rocas desde Chile para ser tratadas en la Argentina, en donde se obtendría el oro. El proyecto chileno, Pascua, está detenido porque la justicia de ese país determinó que hubo contaminación ambiental. Sin embargo, el túnel sigue allí y emana agua que atraviesa la montaña. Ese líquido ácido debe ser tratado antes de llegar al curso de agua Las Taguas.

Según Barrick, “la mayor parte del agua que drena naturalmente del túnel en Lama sigue siendo tratada en la planta construida a tales efectos. Sin embargo, una parte excedente no está ingresando al sistema para no sobrepasar la capacidad de tratamiento”. Esto significa que es derivada, como llega, con más carga ácida de la permitida a un dique de contención.
El Ministerio de Minería de San Juan informó, a través de un comunicado, que envió una comisión constituida por profesionales del Departamento de Hidráulica y del Ministerio de Minería para constatar la situación que comunicó la empresa. Esta última cartera recordó que en la mina Lama “no se realiza tratamiento de mineral ni producción alguna por encontrarse el proyecto transitoriamente suspendido”. Lo propio hizo el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación con una comitiva compuesta por agentes del área de residuos industriales.

Las organizaciones Greenpeace y la Asociación de Abogados Ambientalistas (AAA) recordaron que este “es el tercer derrame en menos de un año y medio. Tal como denuncia la Asamblea Jáchal No Se Toca, actualmente hay cinco ríos de San Juan que están contaminados por las operaciones de esta minera que actúa con total impunidad, violando la ley de glaciares”.

“Este episodio es peor que los derrames anteriores en Jáchal. El drenaje ácido es lo peor que puede ocurrir en un emprendimiento. Y el deshielo sólo puede empeorar la situación”, indicó Enrique Viale, de la AAA. El túnel, según informó la empresa, será obturado y el proceso demandará cuatro meses.

Denuncian a Sergio Bergman en la Justicia por la contratación directa de helicópteros

El ministro de Ambiente de la Nación, Sergio Bergman, fue denunciado por un particular por los delitos de malversación de caudales e incumplimiento de los deberes de funcionario público. La presentación recayó en el juzgado de Rodolfo Canicoba Corral y en la fiscalía de Federico Delgado. La denuncia pide que se investigue la contratación directa de helicópteros para combatir incendios.

Fuente: La NAción