Una vez más, la derecha golpista y antidemocrática, muestra su odio y desprecio por la Memoria, construida desde la lucha por la recuperación de la democracia y la libertad en su sentido más profundo y pleno.
Aldo Rico es expresión de un clima golpista y destituyente, construido por articulados factores de poder que siembran las condiciones para dar su zarpazo autoritario y violento. Ellos son las corporaciones del poder económico y financiero, sus empresas mediáticas, sus protectores del Poder Judicial, especialmente la Corte Suprema, que funcionan como partido Judicial, restos que aún sobreviven de las Fuerzas Armadas y de Seguridad genocidas y referentes de la oposición sedientos de destrucción y poder. Asi como no cesan en perseguir con maniobras judiciales, intentan proscribir a la Vicepresidenta y demoler la soberania popular.
Junto con el repudio categórico a estas manifestaciones, posiciones y proyectos, es imprescindible reforzar el pacto democrático de todas las fuerzas y sectores, no solo los que gobiernan por mandato popular, para espantar la desmemoria y el golpismo y fortalecer una
democracia con ddhh, memoria, verdad, justicia, soberania, pan y trabajo.
Necesitamos despertarnos y movilizarnos con la fuerza de la unidad, en memoria de los 30.000 detenidxs- desaparecidxs y de tantas y tantos que lucharon por recuperar la Patria y el estado de derecho.
Nunca es hora de tibiezas, menos, cuando las fauces de la derecha están al acecho.

Delfor ” Pocho” Brizuela
Secretario de DDHH de La Rioja