Es para los beneficiarios que no tienen tarjeta de débito o se les venció. Habría turnos según la terminación del DNI. También incluye el seguro de desempleo.

Este miércoles los bancos que pagan jubilaciones, pensiones, pensiones no contributivas, AUH, prestaciones por desempleo abrirán las sucursales y centros de pagos para que puedan cobrar por cajero sus beneficios los que no tienen tarjeta de débito o está vencida. Es en el marco de las medidas que estudia y se van anunciando dentro de la nueva cuarentena por la llegada del coronavirus a la Argentina.

Así lo adelantaron a Clarín fuentes oficiales, mientras se hacía una reunión con funcionarios del Banco Central, y de los bancos públicos y privados delineando la medida. También participaba la Asociación Bancaria (gremio).

Ahora, está reunido el gabinete económico para resolver cómo implementar la medida teniendo en cuenta que un gran sector de los que deben ir a las sucursales es gente mayor, considerada en situación de riesgo.

La idea que prevalece en la reunión es habilitar la concurrencia a las sucursales bancarias por turno, seguramente según el número de terminación del DNI de los beneficiarios u otras alternativas para evitar la aglomeración de gente en las sucursales y centros de pagos.

En declaraciones radiales, el titular de la Asociación Bancaria, Sergio Palazzo, dijo que “si hay abrir las sucursales para pagar a jubilados y demás beneficiarios, esa actividad se va a llevar adelante”. Pidió que “no haya aglomeración de gente” y que los familiares ayuden a la gente mayor a habituarse con el uso del cajero automático para retirar el dinero en cualquier momento y sin aglomerarse.

Fuente: Clarín