La denuncia será por las fallas en el monitoreo y control de la contención de la solución cianurada que utiliza la firma extranjera en San Juan. El ministerio de Ambiente denunciará este jueves ante la justicia federal de San Juan a la minera Barrick Gold por las fallas en el monitoreo y control de la contención de la solución cianurada que utiliza el emprendimiento de Veladero.

En una conferencia de prensa en la sede del ministerio de Ambiente, Sergio Bergman, y el subsecretario de Control y Fiscalización Ambiental, Juan Trebino, señalaron que en la inspección que las autoridades federales efectuaron a principios de esta semana se detectaron contradicciones e inconsistencias en los procesos de control y verificación de las contenciones del material contaminante, por lo que se presentarán en los tribunales federales de San Juan para que las autoridades judiciales identifiquen las responsabilidades del caso.

Bergman y Trebino además informaron que se tomaron diversas muestras de agua en la zona de Veladero, dentro y fuera del área de trabajo de la minera, y que los resultados de esos análisis también serán presentados a la justicia cuando se completen.

El ministro Bergman dijo que “en términos generales nuestra presentación judicial tiene que ver con el protocolo de procedimientos, hay que verificar si hay un plan de contención de riesgos presentados, y si el mismo esta consolidado en obras de infraestructura”.

“Tenemos suficientes elementos para presentarnos ante la Justicia”, dijo Bergman
“También queremos verificar como fue la cadena de comunicación y comando desde el momento que se detecta la falla en la contención el 8 por la madrugada, hasta que se hace pública por un comunicado de prensa de la minera Barrick el 14”, apuntó el ministro.

“Todavía no están los resultados de las muestras que tomamos y que fueron enviadas a los laboratorios de AySA. Pero con lo que vimos, la manera en la que la empresa maneja los residuos peligrosos y las imprecisiones y demoras en el registro y documentación de la falla en la contención del valle de lixiviación, tenemos suficientes elementos para presentarnos ante la Justicia”, añadió.

Juan Bautista Ordoñez, director ejecutivo de la firma de capitales canadienses, admitió que hubo “un desplazamiento de piedra fuera del valle por una cañería impactada por un pedazo de hielo de una tonelada y media”. Ese accidente “desajustó las juntas y la cañería que lleva solución de procesos, que es una mezcla de cianuro, agua y metales, lo que produjo que ese mineral sobrepasara los bordes del valle” de lixiviación.

El valle de lixiviación de un emprendimiento minero es una gran pileta al aire libre donde se realiza un proceso químico para extraer el oro y otros metales de las rocas con sustancias químicas.

Ordoñez admitió que este nuevo episodio “sin dudas fue un incidente grave” pero “mucho mejor” que el del año pasado, cuando se desató uno de los mayores accidentes ambientales de la minería argentina y tuvo como protagonista a la misma compañía.

Las consecuencias de los incidentes de Barrick generaron una fuerte reacción en la provincia de San Juan y particularmente en los vecinos de Jáchal, la zona urbana más cercana al emprendimiento. Y el director de la compañía lo sabe. “Tenemos muy en claro que nuestra credibilidad no está en su mejor momento”, aseguró Ordoñez. Y agregó: “Los vecinos deben estar decepcionados como nosotros. Le hacemos un enorme pedido de disculpas a la comunidad de San Juan”.

Fuente: infobae.com.ar